lunes, 10 de julio de 2017

Nueva York, del 3 al 14 julio de 2017

Miguel de Unamuno dijo una vez que “se viaja no para buscar un destino sino para huir de donde se parte”. En mi caso es totalmente cierto. Harto de las fiestas de San Fermín, cada año me escapo lo más lejos que puedo. Este año toca Nueva York.


Y es que… había una vez, hace ya mucho tiempo. Había una Isla. También algunos indios y bastantes baratijas. Cientos de baratijas, dieron paso al barco de vapor, al Hinderburg, al Clipper y a los rascacielos. Wall Street, luces eléctricas, el New York Times, Central Park y el Museo Metroplitano, ¡Broadway! el edificio Crysler y el Empire State, la estatua de la Libertad y el puente de Brooklyn.

domingo, 24 de julio de 2016

Rumanía, del 6 al 17 de julio de 2016

El artículo 84 del último Código Civil aprobado en Rumanía, que se promulgó tras la revolución de 1991, estableció que a los recién nacidos no se les pueden poner nombres ridículos o indecentes, u otros que vayan contra las buenas costumbres, contra el orden público o contra los intereses del bebé. Pese a la norma, en 2010 todavía se contabilizaban más de 600 desafortunados rumanos llamados Bounegru, Toro Negro. Nosotros llegamos a Bucarest un 6 de julio, precisamente huyendo de los toros negros que en estas fechas corren el encierro de nuestra gloriosa ciudad en unas fiestas que no tienen igual en el mundo entero, los Sanfermines de Pamplona.

domingo, 3 de abril de 2016

Con faldas y a lo loco o los semáforos de Valencia

El pasado viernes 24 de marzo estuvimos en Valencia para disfrutar de la exposición “Sorolla, apuntes en la arena”. A través de sus dibujos se  revela una faceta del pintor desconocida, apenas explorada y casi siempre considerada como mero apoyo para el estudio de obras mayores de su producción pictórica. Y allí, en cada cruce, nos asombramos con el diseño de sus nuevos semáforos.

1/ Londres, el primer semáforo de la historia.
2/ Los Ampelmännchen de Berlín.
3/ Los novedosos semáforos paritarios de Valencia.
4/ Ripio de despedida, por Fray Josepho.

miércoles, 23 de marzo de 2016

Todo rico, rico… y ahumado

En un lujoso restaurante de Milán, la señora Claypool, una viuda ingenua y adinerada con porte aristocrático, lleva esperando una hora a su compañero de cena, Otis B. Driftwood. El camarero se presta a buscarlo para lo que se desplaza por todo el local vociferando su nombre. Resulta que el caballero, de cejas pobladas, enorme bigote y gafas de cristal, estaba sentado en la mesa de al lado departiendo con otra mujer enarbolando un formidable habano del que salen enormes humaradas. El señor Driftwood rápidamente cambia de pareja para dejarse invitar por Mrs. Claypool. 

sábado, 23 de enero de 2016

Sobre la felicidad plena / en España enferma

OHa llegado a mis manos un artículo sobre la felicidad escrito por uno de esos pensadores europeos jovencitos, o sea que es casi un septuagenario pero está vivo. Su lógica, me ha forzado a recapacitar sobre antiguos clichés que uno va conservando en ese diario de a bordo que escribe la vida.